Domenech disparó desde su libro

Posted by Gonzalo De Feliche on noviembre 28, 2012 with No comments

Raymond Domenech, ex técnico de la selección de Francia, acaba de publicar un libro en el que cuenta secretos de vestuario y no le perdona la vida a algunos jugadores con los que tuvo una pésima relación.



El ex DT develó secretos del Mundial Sudáfrica 2010 cuando los jugadores boicotearon un entrenamiento después de que Nicolas Anelka fue expulsado del grupo.
En el libro Tout seul (“Solo”), del que la agencia AFP obtuvo una copia, Domenech recuerda el episodio por el que Anelka fue expulsado del grupo después de insultarlo en el entretiempo de México ante Francia.
Todo sucedió cuando el DT le reprochó poca movilidad en el partido. Entonces, Anelka le recriminó que lo criticaba siempre a él y le insistió que intentaba hacer lo que le pedía el DT. Pero Domenech siguió diciéndole que no cumplía con lo que le pedía.
Entonces Nicolás, que tenía a su lado a Ribery y a Evra, explotó conta el DT. "Maricón, arreglátela solo con tu equipo de mierda. Para mí ya fue" ("Enculé, t'as qu'à la faire tout seul ton équipe de merde! J'arrête, moi...").

 Según Domenech no fue el insulto lo que más lo conmovió (de hecho, dice no haberlo escuchado por completo), sino que Anelka lo tuteara: "Eso rompía una barrera, la de las funciones, las edades, la jerarquía (…) Anelka había roto el grupo".

Para todos
Además de Anelka, Domenech aseguró que Franck Ribery "pudría el grupo con sus comportamientos de diva quisquillosa" y reconoce que él y otros jugadores se molestaron porque dio más protagonismo al joven Yohann Gourcuff. "Vi en sus ojos el odio, el desprecio y los celos”, agregó el DT sobre el delantero de Bayern Munich.
Pero hay más. Según Raymond, Samir Nasri "simboliza esa deriva de los jugadores que sólo piensan en su bocaza".
Pero defendió a Karim Benzema quien, según Domenech ha dejado de un lado su "ego" y se ha convertido en un gran jugador junto a “José Mourinho en el Real Madrid” y al estar “estimulado por la competencia”.
Otro que recibe es el jugador del Chelsea Florent Malouda, de quien Domenech asegura que “ponía mala cara cada vez que le daba un consejo” y que llegó a golpear a otros compañeros “sin razón”.
Entre los pocos jugadores que se salvan de las críticas del exseleccionador figuran Liliam Thuram, Claude Makelele y Zinedine Zidane, cuya autoridad como líder “era incontestable”. “Nadie ha podido tomar el puesto de Zidane, un jefe para el equipo y un jugador excepcional en el campo”, explica.


Texto extraído de: mundo.lavoz.com.ar